Gracias a las acciones fraccionadas, el comercio es accesible para todos