Rebecca Minkoff: Una oportunidad perdida no significa que todo haya terminado