Los fabricantes de muebles ven un negocio en auge durante la pandemia