Las ganancias podrían catapultar las acciones de Chipotle a nuevos máximos históricos